Rubio responde con rotundo ‘No’ a demandas de ‘grupo de izquierda’ que apoya a Maduro

U.S. Senator Marco Rubio /REUTERS/Marcos Brindicci

El senador estadounidense Marco Rubio respondió con un rotundo “No” a varias demandas de un “grupo de izquierda”, que el legislador afirma apoya al régimen de Nicolás Maduro y que planea marchar hacia su residencia este domingo 26 de julio, día del aniversario de un ataque liderado por Fidel Castro en 1953 a cuarteles del ejército cubano.

“Este domingo 26 de julio, el día en que los comunistas celebran la toma de posesión de Cuba por parte de Castro, una organización que apoya al régimen de Nicolás Maduro en Venezuela está planeando marchar a mi casa en Miami exigiendo que elimine a la policía y apoye el socialismo. Pueden tener mi respuesta ahora: NO”, dijo el congresista en su cuenta de Twitter y en un comunicado.

El Movement for a People´s Party inicialmente anunció una caravana y una marcha hacia las residencias de varios congresistas de Estados Unidos para el sábado 25 de julio y luego cambió la fecha del evento para el día siguiente.

La oficina de Rubio, senador de Florida, dijo en un comunicado que el grupo esperó un día después para marchar a la casa del senador “¿Por qué? Porque el 26 de julio es el aniversario del ataque de Castro contra los cuarteles del ejército en Santiago de Cuba en 1953. El movimiento guerrillero que Castro finalmente comenzó y llevó a su toma de control de Cuba fue conocido como el Movimiento 26 de Julio”.

También informó que tienen como uno de sus aliados a la coalición “Hands off Venezuela” que “es una organización descaradamente marxista fundada por el conocido marxista Alan Woods. En 2004, el dictador venezolano Hugo Chávez elogió al grupo, que ahora actúa como un frente pro-Maduro organizando manifestaciones en todo el mundo”.

Esa coalición apoyó la toma de la embajada de Venezuela en Washington en 2019 durante varias semanas arguyendo que estaba evitando que la sede diplomática “caiga en manos de la oposición no electa”.

Continúe leyendo en el Nuevo Herald

SHARE